Sentencia de Corte Suprema de Justicia - Sala Civil Transitoria de 25 de Mayo de 2004 (Expediente: 002108-2003)

Fecha de Resolución25 de Mayo de 2004
EmisorSala Civil Transitoria
MateriaFAMILIA
ProcedimientoCASACION

Corte Suprema de Justicia de la República

Sala Civil Transitoria

CAS 2108-03

HUANUCO

ALIMENTOS

Lima, veinticinco de mayo

Del dos mil cuatro.-

LA SALA CIVIL TRANSITORIA DE LA CORTE SUPREMA DE JUSTICIA DE

LA REPUBLICA; vista la causa número dos mil ciento ocho ? dos mil tres, en

Audiencia Pública de la fecha, producida la votación con arreglo a ley, con lo

expuesto en el dictamen F., emite la siguiente sentencia; MATERIA DEL

RECURSO: Se trata del recurso de casación interpuesto por Pablo Lorgio

Dominguez Estela mediante escrito de fojas cien, contra el auto de vista

noventidós, por la Sala Civil de la Corte Superior de Justicia de Huánuco, de fojas

noventidós, su fecha veinticinco de julio del dos mil tres, que declaró nulo el

auto de saneamiento dictado en la Audiencia Unica de fecha dos de julio del

mismo año, nulo todo lo actuado e improcedente la demanda, con lo demás

que contiene:

FUNDAMENTOS DEL RECURSO

Que, el recurso de casación

fue declarado procedente por resolución del treinta de setiembre del dos mil

tres, obrante a fojas diecisiete del cuadernillo formado en este Supremo

Tribunal, por la causal prevista en el inciso tercero del artículo trescientos

ochentioséis del Código Procesal Civil, en virtud de lo cual el recurrente

denuncia la contravención de las normas que garantizan el derecho a un

debido proceso y la infracción de las formas esenciales para la eficacia y

validez de los actos procesales, refiriendo: a. que se ha demandado en

mérito a las partidas de fojas tres a cinco, en cuyas actas los menores

alimentistas no aparecen haber sido reconocidos por la demandada; b. que es

principio de la función jurisdiccional la motivación y la fundamentación de hecho

y de derecho de las resoluciones, con sujeción al mérito de lo actuado y a

derecho, conforme lo dispone el artículo doce del Texto Único Ordenado de la

Ley Orgánica del Poder Judicial y los artículos cincuenta: inciso sexto y ciento

veintidós incisos tercero y cuarto del Código Procesal Civil, así como el artículo

ciento treintinueve inciso quinto de la Constitución Política del Estado,

sancionándose su inobservancia con la nulidad, según lo dispuesto en los

artículos ciento setentiuno y ciento setentiséis del Código Procesal citado; c.

que la S. Superior ha considerado erróneamente como, prueba indubitable

los argumentos de la demandada en su contestación, por el hecho de que

Corte Suprema de Justicia de la República

Sala Civil Transitoria

CAS 2108-03

HUANUCO

ALIMENTOS

aquella no niega ser madre de los alimentistas y refiere haber procreado a los

menores, para determinar que sea el Juzgado de Paz quien conozca del

proceso y no el Juzgado de Familia, desviando la jurisdicción a un juzgado

incompetente, vulnerándose el articulo Noveno del Título Preliminar del Código

Procesal Civil y catorce del acotado Cuerpo Procesal; d. que la Ley veintisiete

mil ciento cincuenticinco, modificatoria del artículo cincuentisiete de la Ley

Orgánica del Poder Judicial, concordada con los articulos noventiséis y ciento

ochentidós del Código de los Niños y Adolescentes, establecen que los

Juzgados de Paz conocen de las acciones relativas al derecho alimentario,

siempre que exista prueba indubitable del vínculo familiar, pero en autos no

existe tal prueba indubitable que sea concluyente e idónea, esto a mérito de las

propias partidas de nacimiento en las que no aparece reconocimiento ni

declaración judicial de filiación respeto a la madre demandada, lo que no se

sustituye con los argumentos de la contestación de la demanda; e. que no se

puede modificar la resolución en perjuicio del impugnante, conforme a lo

dispuesto en el articulo trescientos setenta del Código acotado, concordado

con los articulos ciento treinticuatro, ciento setentiocho y ciento ochentidós del

Código de los Niños y Adolescentes, pues se vulnera el principio de

congruencia procesal, en razón a que el Superior sólo tiene poder para revisar,

conocer y decidir sobre los agravios que afectan al impugnante; en

consecuencia, habiéndose declarado válida la relación jurídica procesal

respecto del alimentista E. Y. XXX XXX, sin que ninguna de

las partes ni el Ministerio Público hubiera impugnado tal decisión, había

precluido toda petición referida a la validez de dicha relación; lo contrario

vulnera la tutela jurisdiccional efectiva prevista en los artículos Primero del

Título Preliminar, segundo, tercero y cuatrocientos sesentiséis del Cuerpo

Procesal; 1,

CONSIDERANDO

Primero

Que, con fecha siete de abril del dos

mil tres, P.L.D.E., en ,representación de los menores

E.M., J.G. y E. Y. XXX XXX, interpuso

demanda de alimentos ante el Juzgado de Familia de la Corte Superior de

Justicia de Huánuco, dirigiéndola contra C.E.R.Ñ., a

quien señala como madre de los aludidos menores, para efectos de que

Corte Suprema de Justicia de la República

Sala Civil Transitoria

CAS 2108-03

HUANUCO

ALIMENTOS

aquella concurra con una pensión mensual equivalente a S/.100.00 para cada

uno de los niños;

Segundo

Que, el actor acompañó a su pedido las partidas

de nacimiento correspondientes a los citados menores, los que corren de fojas

tres a cinco, de los cuales se desprende que E.M. y J. G.

XXX XXX fueron inscritos y declarados por su padre, pero no por su

madre, mientras que el nacimiento de E. Y. XXX XXX fue

declarado por el señor V.S.A.;

Tercero

Que, absuelto el traslado

de la demanda, se cita a las partes a la Audiencia Unica, la cual se desarrolla

con la presencia del Representante del Ministerio Público, y llegada la etapa

del saneamiento procesal, la Jueza declara la nulidad de lo actuado respecto

de las menores E.M. y J.G.X.X., en

razón a que -señala- existe prueba indubitable de la relación °paterno-filial",

declarándose incompetente para conocer la demanda respecto de aquellos,

continuándose el proceso respecto del menor E. Y. XXX XXX;

decisión que fue apelada por el actor sólo respecto de las menores E.

M. y J.G., y que al ser resuelto el grado por la Sala Civil, ésta

declara nulo el auto apelado -incluyendo el extremo no recurrido que dispuso

continuar la causa con el menor E. Y. XXX XXX- Nulo todo lo

actuado e improcedente la demanda, en razón a que la demandada, a quien se

le solicitan los alimentos, no niega su condición de madre, por lo que es

competente para conocer la causa el Juzgado de Paz Letrado, conforme a lo

dispuesto en el artículo quinientos cuarentisiete segundo párrafo del Código

Procesal Civil;

Cuarto

Que, el saneamiento del proceso constituye una

actividad razonada y decisoria del Juez, en donde éste debe pronunciarse

sobre si tiene ante sí un proceso existente, válido y útil; para tal efecto, la

doctrina ha propuesto diversas metodologias, sin embargo, la metodología de

saneamiento integral y funcional que inspira a nuestro Código se resume en las

siguientes fases sucesivas: a. análisis del proceso existente, en la que el Juez

verifica si la relación jurídica procesal tiene los presupuestos necesarios para

considerarse existente, como por ejemplo, si la persona que se desempeña

como J. tenga efectivamente jurisdicción; b. de los presupuestos procesales,-,

en donde el Juzgador efectúa el examen de: la competencia del juez, la

Corte Suprema de Justicia de la República

Sala Civil Transitoria

CAS 2108-03

HUANUCO

ALIMENTOS

capacidad procesal de las partes y los requisitos esenciales de la demanda; c.

de las condiciones del ejercicio válido de la acción, analizándose en esta fase

la legitimidad y el interés para obrar de las partes; d. del debido proceso, en la

que el Juez constata si en el decurso de la causa se han observado -hasta ese

estado- las normas que garantizan el derecho a un debido proceso, tal como

por ejemplo el emplazamiento válido, el procedimiento prescrito por ley, etc; y,

e. la existencia de posibles nulidades subsanables o insubsanables, y que se

establece atendiendo a los defectos, vicios u omisiones que se pueda haber

incurrido en la constitución y desarrollo de la relación jurídica procesal;

Quinto

Que, como se ha anotado, dentro del saneamiento procesal el Juzgador debe

examinar su propía competencia; y según la doctrina, los criterios que sirven

para determinar la competencia son esencialmente: la materia, la cuantía, la

función, -l turno y el territorio, siendo los cuatro primeros absolutos e

improrrogables, y el cuarto relativo y, por tanto, prorrogable. El carácter

absoluto de la competencia responde a un interés público, en razón a la

estructura y funciones esenciales de los órganos jurisdiccionales; mientras que

la competencia relativa rige en función a las necesidades, conveniencia e

intereses de las partes;

Sexto

Que, conforme lo establece el artículo

veintiocho del Código Procesal Civil, la competencia por razón de la función

queda sujeta a las disposiciones de la Constitución, de la Ley Orgánica del

Poder Judicial y del citado Código; este criterio permite establecer en qué

casos una misma materia puede ser conocida por Jueces de distinta

especialidad o grado;

Sétimo

Que, el segundo párrafo del articulo quinientos

cuarentisiete del Código Procesal Civil, (concordado con los artículos

noventiséis y ciento ochentidós del Código de los Niños y Adolescentes, y

artículo cincuentisiete, apartado "En materia de familia" inciso a del Texto Unico

Ordenado de la Ley Orgánica del Poder Judicial), establece que los Jueces de

Paz Letrados conocen de los procesos de alimentos siempre que exista

prueba indubitable del vínculo familiar y no estén acumuladas otras

pretensiones a la demanda, siendo competentes en los demás casos los

Jueces de Familia;

Octavo

Que, cuando la norma procesal citada se refiere a

la existencia de °prueba indubitable" del vinculo familiar, ello importa que en el

Corte Suprema de Justicia de la República

Sala Civil Transitoria

CAS 2108-03

HUANUCO

ALIMENTOS

proceso se hubiera acreditado con certeza absoluta de que, en efecto, a la

persona a quien se emplaza y exige los alimentos es padre o madre del menor

o los menores, según el caso. La filiación respecto de aquel a quien se le

reclama los alimentos puede ser probada: a. si se trata de filiación matrimonial,

con las partidas de nacimiento del hijo y del matrimonio de los padres, o por

otro instrumento público en el que se admita expresa o tácitamente la

maternidad o paternidad matrimonial, o por sentencia que desestime la

demanda de impugnación de paternidad matrimonial, o por sentencia recaída

proceso en que se haya demostrado la posesión constante del estado de

hijo matrimonial, ? por cualquier medio, siempre que exista un principio de

prueba escrita que provenga de uno de los padres, según lo informa el artículo

trescientos setenticinco del Código Civil y b. si se trata de filiación

extramatrimonial, con el reconocimiento practicado por el progenitor en el

registro ? de nacimientos, en escritura pública o en testamento, o por sentencia

dictada en juicio de filiación, según lo previsto en los artículos trescientos

ochentiocho, trescientos noventa, trescientos noventiuno y cuatrocientos doce

del citado Cuerpo de leyes;

Noveno

Que, en autos, conforme lo señala el Juez

de Primera Instancia, no obra partida de matrimonio que acredite que Pablo

Lorgio Domínguez Estela y C.E.R.Ñ. estén casados,

por lo que la "prueba indubitable" del vínculo filial de los menores sólo puede

circunscribirse a las que corresponden a los hijos extramatrimoniales; siendo

así, y como se ha señalado anteriormente, los menores no se encuentran

reconocidos por la demandada en el Registro de Nacimiento, tampoco se

advierte que obre reconocimiento por escritura publica o por testamento,

menos aún sentencia dictada en juicio de filiación, por lo que no basta la

aceptación tácita de la demandada de ser madre de los menores E.

M., J.G. y E. Y. XXX XXX para que los Jueces

concluyan que ello constituye "prueba indubitable" del vínculo familiar, y se

disponga con ello que el Juzgado de Familia de Huanuco se aparte de la

competencia que por ley le corresponde;

Décimo

Que, siendo así, quien

estaba llamado a conocer de la demanda de alimentos de los hijos cuyo vínculo

familiar no se ha establecido mediante prueba indubitable, es el Juzgado de

Corte Suprema de Justicia de la República

Sala Civil Transitoria

CAS 2108-03

HUANUCO

ALIMENTOS

Familia; por lo que al haber declarado la nulidad de lo actuado alegando la

supuesta incompetencia de dicho juzgado, la Sala revisora incurre en nulidad,

la misma que corresponde ser declarada y sancionada en virtud a lo dispuesto

en el primer párrafo articulo ciento setentiuno del Código Procesal Civil,

concordado con el artículo ciento veintidós inciso tercero, del mismo Cuerpo

Normativo, en razón de que lo resuelto en vía de saneamiento no se sujeta al

mérito de lo actuado ni a derecho; Undécimo: Que, finalmente, si bien es cierto

el actor señala que, en atención al artículo trescientos setenta del Código

Procesal citado, la Sala Superior sólo debia pronunciarse respecto de la

apelación concedida en el extremo que declaraba nulo el proceso en cuanto a

las menores E.M. y J.G.X.X., por

haberse dispuesto en el auto de saneamiento que continúe el proceso respecto

del menor E. Y. XXX XXX, sin embargo, debe tenerse

presente que la competencia funcional, por ser de carácter absoluta, es

irrenunciable, inmodificable e indelegable, conforme lo disponen los artículos

sexto y séptimo del Código Procesal Civil; por tanto, si bien es cierto el articulo

cuatrocientos sesentiséis del Código Procesal Civil, establece que precluye

cualquier cuestionamiento referido a la validez de la relación jurídica procesal

una vez declarada la existencia de la misma, dicho dispositivo sólo está

referido a los pedidos que hagan las partes relacionados directa o

indirectamente con la validez de la relación citada, pero no limita la facultad

discrecional del J. de analizada y pronunciarse conforme a lo dispuesto

en el último párrafo del artículo ciento veintiuno del Código Procesal Civil; en

consecuencia, no se configura en este extremo la infracción de las formas en

los actos procesales que se denuncia; Duodécímo: Que, no obstante lo

expuesto en el considerando anterior, verificándose en autos que al momento

del saneamiento procesal el Juez de Primera Instancia ha infringido normas

que garantizan el derecho a un debido proceso, referidas a la determinación de

la competencia funcional para el caso sub litis, el recurso de casación debe

tutelarse, y procederse conforme a lo dispuesto en el numeral dos punto tres

del inciso segundo del artículo trescientos, noventiséis del Código Procesal

Civil; por cuyos fundamentos, Declararon: FUNDADO el recurso de casación

Corte Suprema de Justicia de la República

Sala Civil Transitoria

CAS 2108-03.

HUANUCO

ALIMENTOS

interpuesto a fojas cien por P.L.D.E.; en consecuencia,

NULA la resolución de vista de fojas noventidós, su fecha veinticinco de julio

del dos mil tres, E INSUBSISTENTE la resolución apelada de fojas sesentidós

y sesentitrés, expedida en el acto de la Audiencia Unica de fecha dos de julio

del dos mil tres; ORDENARON que el Juez de la causa emita nueva resolución

conforme a derecho y los actuados; DISPUSIERON la publicación de la

presente resolución en el Diario Oficial El Peruano; en los seguidos por Pablo

Lorgio Domínguez Estela con C.E.R.Ñ. sobre

Alimentos; y los devolvieron.-